COLMEVET expone ante Comisión de Medio Ambiente de la Cámara de Diputados

Antecedentes técnicos relativos al cuidado de perros de carrera

El día 5 de junio, miembros del Colegio Médico Veterinario de Chile expusieron ante la Comisión de Medio Ambiente y Recursos Naturales de la Cámara de Diputados, donde se debate el proyecto de ley que sanciona y prohíbe las carreras de perros. En este contexto, Francisca Vergara, presidenta del Consejo Regional de Valparaíso - Marga Marga;  Romy Weinborn, especialista en medicina de animales pequeños de la Universidad de Chile; y Gonzalo Chávez, especialista en etología clínica y bienestar animal, fueron los representantes del COLMEVET para entregar los datos técnicos y la información científica que permita gestar una legislación informada, cuyo objetivo final sea resguardar el bienestar animal.

Actualmente en nuestro país existen dos leyes encargadas de proteger a los animales. La Ley N° 20.380 establece normas destinadas a conocer, proteger y respetarlos como seres vivos y parte de la naturaleza, con el fin de darles un trato adecuado y evitarles sufrimientos innecesarios. En tanto, la Ley N° 21.020 establece la forma y condiciones en que se aplicarán las normas sobre tenencia responsable de mascotas y animales de compañía. De ambas leyes se puede desprender que el bienestar animal debe considerar tres puntos claves: ética, legislación y ciencia, lo que implica las acciones humanas hacia los animales, el cómo deben ser tratados y los efectos de los humanos sobre ellos desde un punto de vista animal.

“La Organización Mundial de la Salud Animal considera que un animal se encuentra en un estado satisfactorio de bienestar cuando está sano, confortable y bien alimentado, puede expresar su comportamiento innato, y no sufre dolor, miedo o distrés. Esto es lo que como COLMEVET resguardamos y nos interesa que los parlamentarios consideren a la hora de legislar sobre el tema”, declaró Gonzalo Chávez.

A nivel internacional las carreras de perros están en declive, disminuyendo su actividad en un 70%. En Estados Unidos ya han sido prohibidas en 46 de los 50 estados, tal como en Argentina y Uruguay, mientras que en Europa solo quedan carreras reguladas en Irlanda y Reino Unido. “Una de las razones de esta prohibición tiene que ver con el impacto en los años de vida de los animales dedicados a las carreras. Mientras un perro sano podría vivir entre 10 a 12 años, los perros de carrera viven en promedio solo 3 a 4 años”, señaló Romy Weinborn.  

A nivel de cuidado, las enfermedades a las que se enfrentan los ejemplares son exponenciales, siendo afectados por tumores e infecciones comunes, las que para muchos son fatales. También, son más propensos a sufrir esguinces, fracturas o traumas de diferente naturaleza, que a veces terminan con amputaciones, que necesitan técnicas sofisticadas y caras, que son poco disponibles en Chile.

“Todo tipo de actividad con animales debe estar en línea con la normativa y, por sobre todo, debe velar por el cuidado responsable y ético”, concluyó Romy Weinborn, luego de entregar a la Comisión de Medio Ambiente de la Cámara de Diputados los antecedentes técnicos que a nivel mundial rigen el cuidado animal.